Cuatro formas de relajarte y dejar de sentirte estresado

Cuatro formas de relajarte y dejar de sentirte estresado - Viajando sin ropa de invierno
De vez en cuando nos encontramos estresados por algo en particular y es normal: es parte de la vida. Tenemos un trabajo importante, una reunión, una presentación o algo que no nos deja dormir, sin embargo, pronto llega la fecha tan esperada y los nervios nos abandonan.
 
El ‘estrés’ o esta sensación de estar muy alerta es parte normal de los ciclos de nuestro cuerpo y lo experimentaremos especialmente en tiempos de mucha actividad. Por otro lado, existe la respuesta crónica ante este estrés, algo para nada normal o agradable, donde te sientes cansada y alerta todo el tiempo.
 
No logras descansar y es como si día tras días acumularas más cansancio. Sigue estos sencillos consejos que te ayudarán a descubrir no sólo la solución adecuada, sino quien es el culpable de tu gran cansancio.
 
1. Identifica lo que te estresa
¿Hay algo más, bajo todo este estrés? ¿Quizás un problema personal, quizás un conflicto familiar, quizás un miedo no superado?
 
Hace unos años descubrí que tenía muchos problemas para aceptar que no podría controlar todo lo que pasaba a mi alrededor, no era algo tan grave, pero era la causa de gran parte de mi estrés.
 
2. Deja de lado el café por un tiempo
El café afecta nuestras glándulas suprarrenales, activándolas para mantenernos constantemente despiertos y alertas. El problema es que después de un tiempo las glándulas se cansan, se estresan y se genera todo un caos en tu cuerpo que te hace sentir cansado todo el tiempo y que toma tiempo curar.
 
Comienza desde ahora dejando el café de lado y prefiriendo el té: en algunos meses más verás que podrás descansar cuando duermas y que no necesitarás ninguna taza de café para despertar.
 
3. Crea una rutina para dormir
Incluso si sabes que no te dormirás inmediatamente, ponerte pijama y meterte en tu cama con una luz tenue te ayudará a relajarte. Lentamente le enseñarás a tu cerebro que hay un horario determinado para dormir y otro para despertar.
 
Intenta mantenerlo durante los fines de semana si es que es posible, de esta forma comenzarás el Lunes con toda la energía del mundo.
 
4. Olvídate de las calorías y concéntrate sólo en los nutrientes
Muchas veces el problema con nuestra energía es que no comemos bien. Da igual la cantidad de alimentos light que consumas durante el día si no estás añadiendo a tu dieta alimentos que aporten las vitaminas y minerales que necesitas.
Preocúpate de consumir muchas frutas y vegetales, ojalá crudos y de los colores más diversos posibles. Añade panes y pastas integrales, bebe mucha agua y no olvides de consumir proteínas como legumbres y huevos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.